Ticker

6/recent/ticker-posts

Header Ads Widget

EMPRESA DESPLAZA A RECOLECTORES DE DESECHOS EN LA CEDA

(CODICS).- Coordinadora Nacional Plan de Ayala, Movimiento Nacional (CNPA- MN), denunció que una empresa recolectora de cartón, PET, fierro y madera desplazó a más de 300 pepenadores, con credenciales activas de la CEDA, que trabajaban desde hace 30 años al interior del mercado más grande de América Latina y quienes en su conjunto obtenían por su trabajo diario, de 2am a 12am, 46 mil 500 pesos ($155.00 cada uno) por concepto de venta de estos desechos sólidos, recursos usados para su sobrevivencia.
En conferencia de prensa, Jesús Gutiérrez Valencia y Wilfrido Hernández Jarquín, miembros de la Comisión Ejecutiva Nacional de la CNPA MN junto con el Consejo Político de la Unidad Cívica Felipe Carrillo Puerto (UCFCP), representado por León Enrique, sostuvieron que desde el 2019 que ingresó esta empresa han sido desplazados los recolectores de desechos sólidos y el pasado domingo fueron desalojados de sus casas de cartón y madera ubicadas entre calle Cazuelas y Calle sobre Av. Principal, a 30 metros de donde originalmente vivían antes del incendio el pasado 7 de abril en el que perdieron la vida 14 personas entre ellas dos menores de edad.
Denunciaron que el desalojo de sus viviendas del pasado 31 de mayo se registra tras el incendio “sospechoso” del 7 de abril pasado  y luego de que en 2019 iniciara operaciones una empresa recicladora de cartón, PET, madera y fierro, misma que ha contratado personal ajeno a los afectados y quienes cuentan con credenciales oficiales de la Central de Abasto de la Ciudad de México para realizar sus actividades legalmente.
Sostuvieron que la llegada de dicha empresa no está clara pues nunca les informaron si habría licitación alguna por lo que se sospecha que fue adjudicación directa a un empresario ligado al Director General de la CEDA, Héctor Ulises García Nieto; o de Fadlala Akabani Hneide, Secretario de Desarrollo Económico de la CDMX.
Los recolectores de desechos sólidos aseguraron que con estas acciones violan sus derechos laborales y humanos al retirarles sus fuentes de trabajo de manera arbitraria así como al destruirles, con trascabos, sus viviendas por lo que reclamaron una solución a Claudia Sheinbaum, Jefa de Gobierno de la Ciudad de México.
En la conferencia de prensa, expusieron que antes de que llegara la empresa recicladora, cada recolector lograba captar en diez horas (de las 2 de la mañana a medio día) 100 kilogramos de cartón, 40 kilogramos de plástico, fierro y madera. Ahora, la captación por cada recolector es de 50 kilogramos de cartón, 20 kilogramos de PET y lo que salga de fierro y madera, resultado de la competencia desleal de los empleados de la nueva industria instalada en la Central de Abasto de la Ciudad de México.
Aunado a lo anterior, recordaron que en la madrugada del 7 de abril del presente año, inexplicablemente a las dos de la mañana aproximadamente se incendiaron sus hogares, autos, camionetas y triciclos que utilizaban para su trabajo hasta quedar en cenizas, lo que obligó a los compañeros a instalarse provisionalmente entre calle Cazuelas y Calle sobre Av. Principal, a 30 metros de sus anteriores hogares y a un costado de donde se dio el incendio.

Sin argumento legal alguno, un día antes, quien dijo llamarse Pedro Bello, “nos pidió retirarnos del lugar o seríamos desalojados como una medida sanitaría ya que no éramos nada ni teníamos derecho alguno para reclamar vivienda en la Central de Abasto”.
Fue hasta el domingo 31 de mayo, que se presentó Pedro Bello con 30 empleados de la CEDA, 15 policías y maquinaria pesada, trascabo, arrasando con lo poco que tenían los compañeros para resguardarse de la intemperie.
Pedro Bello  se negó a dar su cargo y funciones pero sí desalojó cerca de 300 personas ubicadas en 5 campamentos improvisados.
Cabe aclarar que tras el incendio y la pérdida de vida de 14 personas, entre ellas dos niños que fueron reclamados por sus padres, con fecha 18 de abril de 2020 se ingresó un escrito denunciando estos hechos a la Fiscalía General de Justicia de la CDMX mediante el folio de recibido N° 7746, sin respuesta alguna al día de hoy para saber si lograron identificar a los 11 cuerpos que quedaron irreconocibles y no han sido reclamados pues algunos eran indigentes y otros eran recolectores procedentes del interior de la República.
Aunado a lo anterior, aseguraron ser víctimas de fraude por parte de Fadlala Akabani Hneide, Secretario de Desarrollo Económico de la CDMX quien al iniciar la fase 3 de la pandemia del COVID 19 ofreció 2,012 Despensas de las que 150 se prometieron para los recolectores de desechos sólidos y el resto para trabajadores por cuenta propia, pero éstas nunca llegaron.
También, explicaron, en reunión de trabajo el 11 de abril de 2020, prometió 900 créditos de $6,000.00, $10,000.00 y $25,000,00 pesos de acuerdo a la normatividad para paliar la pandemia y a pesar de que los recolectores cumplieron con el expediente para el crédito mínimo, no recibieron nada pero sí se quedaron con copia de sus documentos oficiales como son INE, CURP y actas de nacimiento, entre otros.
Por todo lo anterior, exigieron a la Jefa de Gobierno de la CDMX, Claudia Sheinbaum, tomar acciones ejemplares ante esta denuncia pública porque se violentan “por lo menos de dos, de los tres mandamientos de AMLO, Presidente de la República: el de No Mentir y No traicionar así como cero a la corrupción la cual prevalece en la Central de Abasto de la CDMX”.

Post a Comment

0 Comments