Dejar de fumar, uno de los propósitos de año nuevo más recurrentes.

En México, hay 15 millones de fumadores, de los cuales, 684 mil (5%) son adolescentes de 12 a 17 años (1). El consumo del tabaco provoca más de 7 millones de muertes prematuras anuales en el mundo, cifra que incluye 600 mil muertes debidas a la exposición al humo de tabaco de segunda mano. Al mismo tiempo, el tabaquismo es un factor de riesgo recurrente en 6 de las principales 8 causas de muerte a nivel global, y ocasiona 1 de cada 6 fallecimientos por Enfermedades No Trasmisibles.

Ante el incremento alarmante del número de fumadores cada año, expertos en control de tabaco en el Hospital Houston Methodist de los Estados Unidos, han creado sesiones muy innovadoras de ayuda para dejar de fumar, las cuales tienen el objetivo de acompañar a los fumadores en esta ardua tarea de vida.

De acuerdo con Joan Burnham, Maestra en Ciencias y Enfermería y Enfermera certificada en Oncología del Hospital Houston Methodist, “el consumo de tabaco tiene un gran impacto en el desarrollo de ciertos cánceres, particularmente cáncer de pulmón, pero también cáncer de vejiga y cáncer gástrico, cánceres de esófago y cánceres de cabeza y cuello. Así que queríamos ayudar a las personas a encontrar el camino adecuado para dejar el tabaco, ya sean cigarrillos, mascar tabaco o puros, o incluso cigarrillos electrónicos.”

“Personalmente conozco el gran problema que se tiene al querer dejar el tabaco, mi esposo solía fumar cuatro paquetes al día, y por años hemos luchado con su tabaquismo y hemos llegado al punto en el que pudo dejar de fumar,” explicó Joan Burnham.

Al respecto del programa, la especialista explicó que, “es un programa trimestral, y este año hemos tenido de tres a cinco participantes en cada sesión. A todos les damos seguimiento de manera regular para saber si realmente dejaron de fumar, ya que siempre necesitan un poco de apoyo para continuar con eso.”

Agregó que, “Es un programa virtual de una hora cada semana durante cuatro sesiones. Al ser virtual, alentamos a las personas a que enciendan sus cámaras para que nos conozcamos; cada sesión vespertina dura unos 30 minutos de presentación de ideas. En la primera semana hablamos de los beneficios de dejar de fumar, en la segunda, echamos un vistazo a los recursos que están disponibles a medida que pasan por eso, y les pedimos que establezcan una fecha para dejar de fumar; en la semana tres damos seguimiento a la fecha meta establecida. Y en la cuarta semana, básicamente resumimos todo.” 

Cada semana “les proporcionamos recursos en folletos, uno de mis favoritos es cómo usar el reemplazo de la nicotina, por lo que tenemos las instrucciones impresas para ellos.”

Respecto al perfil de los candidatos, la también enfermera certificada en cirugía explicó que “cualquier persona que consuma tabaco, ya sea fumado o masticado, puede ser parte de un programa de este tipo. No importa la edad que tengas, hemos tenido personas de veintitantos y personas de 70 u 80 años que están participando, lo que nos reafirma que siempre es posible.”

Por eso, “también les decimos a los pacientes con cáncer que, si están fumando, es importante que dejen de hacerlo, porque en realidad pueden afectar la capacidad de la quimioterapia o la radiación para matar el cáncer. Por lo tanto, alentamos a las personas a dejar de fumar sin importar en qué parte de su vida se encuentren o en los tratamientos que estén recibiendo.”

Para finalizar Joan Burnham recordó que, “Keith Richards del grupo Rolling Stones, dejó de fumar en 2019 y dijo que de todas las drogas que usó en su vida, dejar la nicotina fue la más difícil de todas, y estaba muy agradecido por el éxito de este tipo de programas virtuales grupales. Entonces, sabiendo lo difícil que es esto, trato de acompañar a los pacientes y de proporcionarles las herramientas para que se conviertan en no fumadores y tengan una vida más saludable y larga, con los menores problemas de salud posibles.”

En todos los países hay programas para dejar de fumar de muy diversa índole. Te recomendamos que, si dejar de fumar es tu propósito de año nuevo, busques de inmediato un plan de apoyo que se adecue a tus necesidades. No lo dejes para después porque dejar de fumar es mucho más que solo un buen propósito de año nuevo, es la posibilidad de salvar tu vida, y de vivirla más y mejor.  

Post a Comment

0 Comments